• LinkedIn
  • Twitter
  • Facebook

 

Cuando buscamos modelos y pautas de actuación para la mejora de nuestros equipos profesionales, los extraemos habitualmente del ámbito del deporte. Sin embargo, Daniel Coyle se ha atrevido a extraer los secretos de los equipos de más éxito investigando equipos que a priori no consideraríamos como tales: una unidad militar de operaciones especiales, una compañía de comediantes o una «banda» de ladrones de joyas, por ejemplo.

¿Y la música?, ¿Acaso una «banda» de rock no puede ser un magnífico equipo? Si al menos en algunos casos esto fuera así, estaríamos ante una inspiración casi universal para aplicar a nuestros equipos. Y es que la música es parte de la atmósfera en la que nos envolvemos cada día.

En esta búsqueda constante de nuevos estímulos inspiracionales para los equipos, este año he participado en la creación y puesta en marcha en nuestros talleres de una impactante experiencia a la que hemos llamado «Rock & Coach».  De un lado mi compañero Ion Uzkudun, de Abantian, y yo mismo como «facilitadores». De otro, «The Tímpanos«, una banda/equipo de Rock formado por algunos amigos que ofrecen la difícil combinación de dirigir equipos, tocar Rock&Roll y saber contar con pasión los paralelismos entre ambas actividades.

Aquí abajo te dejo una muestra de dos minutos de la actividad. Espero que te inspire y te guste…