Apple Smoking In The Darkness

 

Buena actividad en verano la de irse de terrazas y de picoteo… también por mi propio “reader“… y evaluar que la semana ha merecido la pena.

Llevaba mucho tiempo preguntándome por qué las noticias son siempre tan malas y he visto cómo Francisco Alcaide habla de la regla número uno del marketing para explicar cómo la realidad difiere bastante de lo que aparece en las noticias.

Por eso probablemente algunos hemos olvidado la faceta más interesante de José Ignacio López de Arriortúa, que nos es recordada por Pablo Rodríguez reseñando toda una serie de capítulos muy inspiradores -como fuente del ejercicio del liderazgo- de la mano de su máxima según la cual “los señores trabajadores (cómo él los denominaba) son los que conocen los procesos, y por lo tanto él como ingeniero debía estar más en la fábrica que en el despacho”.

Nada que ver con la burocratización de las organizaciones de la que nos habla Juan Carrión: elemento omnipresente sobre todo en las grandes empresas –aunque enuncien a bombo y platillo los valores y las competencias de moda- y debilidad clave a la hora de enfrentar esta crisis.

Para buscar alternativas, nada más recomendable que seguir a Julen Iturbe en sus frecuentes posts sobre el modelo de empresa abierta y esta semana argumentando a favor de una de sus hipótesis de trabajo consistente en que el tamaño necesario para el nuevo paradigma pasa por una dimensión humana de las empresas.

También en la línea de buscar formas de trabajar más productivas y que nos hagan sentirnos más plenamente, Alfonso Alcántara llama nuestra atención sobre el hecho de que el trabajo no está generalmente hecho para ser productivo, a lo que se suma el error de dejarse llevar por la moda del uso de la intuición. Aunque esto no es lo peor, sino probablemente nuestra falta de consciencia sobre las quejas con las que solemos justificar un mal ejercicio de nuestra responsabilidad.

Que al menos no nos quiten nuestro disfrute del descanso… y si alguien lo teme puede leer la “felicidad postergada” de Juan Carrión… e intentar poner en práctica las cinco claves de la sabiduría profesional.